Perdón por la tristeza

Se como se sienten, hoy no hay ganas ni de salir a ganarse la vida, ni de ver siquiera los mensajes que llegan temiendo que hablen de este momento. No es solo contra ellos, es la culminación nuevamente de un sueño, que parece que nace y muere todos los años, en un ciclo sin fin, pero no hablemos de rendimiento, de fallos o reproches, aquellos que estuvieron allí saben que hay muchísimo por mejorar.

Es cierto que hoy no se quiere salir ni a ver ese cielo azul, dormir anoche fue difícil, porque cada que se relajaban el recuerdo volvía su mente y lastima mucho. Pero siéntanse orgullosos de este equipo que plantó cara, que se dejo todo, pero que lastimosamente el arco se le cerro. Siéntanse orgullosos de la hinchada que presionó, que metió, que se dejó la garganta, que esta vez siempre fuimos a una sola voz, fuimos uno solo.

Se que no es consuelo porque el pase no no lo daba que tan bien cantábamos en la tribuna, pero son avances para unirnos y tirar para el mismo lado, cada quien tendrá su manera de pasar por estos momentos, sus formas de evitar ver el diario de hoy, las noticias; tengan algo seguro siempre nos levantamos más fuertes de estas difíciles caídas, jugamos torneo internacional todo el año, tenemos que volver a construir para jugarlos siempre, tenemos que ganar próximamente uno es una deuda que tenemos con el destino.

Quieran a este Millonarios, no se arrepientan de comprar la boleta y comprendan que esto pasa cuando se ama tan intensamente, con tanta pasión, con tanta locura, esto son los momentos en que uno debe besar su camisa y agradecer por tenerla ahí en el pecho. No jugamos como deberíamos haber jugado, pero lo hicimos con corazón, con garra y eso hay que rescatarlo. Cadavid jugó con el corazón del hincha, con la garra de siempre y se le vio muy afectado después de la eliminación. Es un estandarte que debemos hacer crecer porque su sentimiento es el de todos nosotros, la impotencia, la ira, pero el amor por esta camiseta.

El camino internacional es algo que se debe andar constantemente para soñar con él, para aprender a vivir con él, tenemos que asegurar siempre estar jugándolo, para soñar con ganar. Sé que llegará, con un proceso internacional que llevemos, más tarde que temprano nos ganamos alguna. Recuerden que hay que repararse los sueños en este momento, que parece que todo se acabo pero no, la volveremos a jugar, volveremos a ganar y nos volveremos a ilusionar porque ese el camino de los hinchas: vivir por estos colores que tanto amamos, los que nos heredaron, y nuestra misión es siempre sacar el pecho por ellos, amar esta camiseta, y soñar todas las noches con ella.

Hoy sera un día largo no les voy mentir, van a recibir cargadas, van a acordarse una y otra vez de este partido, de lo que se puedo hacer y lo que no fue, pero al final seguimos siendo hinchas de este glorioso equipo y no porque nos tocó sino porque no podemos ver la vida de otra manera; no, nos podemos desligar de estos colores porque son todo lo que somos, el amor a Millonarios no es algo que se pueda olvidar.

Hubiera deseado escribirles otra crónica, que la vida nos hubiera premiado por tanto amor, por tantas ganas y por tantos sueños que teníamos, pero a nosotros, al menos a mi generación, nunca nos ha tocado las cosas fáciles, siempre sufrimos mucho antes de alcanzar la gloria y, como diría Facundo Cabral, perdón por la tristeza.

@Cadosch12

Comments (3)

  1. Gran Tristeza, pero se ha vuelto común de nuevo. No hay verdadero equipo.

  2. Rocío Álvarez Ruiz

    Buenas tardes, como siempre seguidora del mejor equipo que tiene Bogotá, equipo de los Millonarios !!!!! y por supuesto somos la mejor hinchada.
    Referente a tu discurso es obvio de entender que nos sentimos afectados me duele mucho en el alma ver a mi equipo fuera de éste torneo, tal vez la tarde éste así de gris por el dolor que sentimos la hinchada sin ganas de salir y poner la cara ante gente,que se burla de nuestra derrota…….. pero a mí parecer los veía Campeones,pero como en todo hay algo que al final nos deja el sin sabor de poder celebrar, así como también es cierto que Nooo se deben reprochar las pérdidas,pues en mi opinión Nooo todas se pueden ganar pero eso Nooo justifica de que estábamos en octavos por Dios por que Nooo haberle metido más huevos por así decirlo.
    Es una desilusión más pero como en todo siempre he apoyado a mi equipo en las buenas y malas de ésta tendremos que levantarnos,pero lo que duele es que era la Sudamericana,en mi humilde opinión hay jugadores que Nooo deberían estar en el equipo puesto que Nooo Sudán la camiseta, Noooo lo estoy diciendo por algún jugador en especial,yaaa que en algún momento todos cometen ERRORES pero tampoco es para insultar y agredir a las personas puesto que en algún momento de nuestra vida se pasan situaciones que muy pocas personas comprenden por lo que se está pasando.
    Duele y mucho Nooo lo voy a negar,duele ver la derrota de mi equipo,duele ver qué con tanto sacrificio va uno al estadio con ganas de ver a su equipo ganando,pero en éste caso quedamos todos con ese trago amargo que nos dejó por fuera.
    Solo me resta decir gracias por tus palabras que me llegaron al alma; y que por esta razón le escribo.
    Estamos con ustedes muchachos nadie es perfecto,los ERRORES se pagaron y pues yaaaaa ni para que más lamentarnos, quiero mucho a mi equipo y espero verlos nuevamente en la cancha entregándolo todo con garra y mucha entrega.
    Se perdió la guerra pero las batallas aún continúan. Vamos Millonarios

  3. Perdón por la tristeza – Futbol liga Aguila

    […] entrada Perdón por la tristeza se publicó primero en […]

Deje una respuesta